Ante la duda de Cuando se aplica el 10 de IVA en reformas. Debemos decir que desde septiembre de 2012, y sin límite temporal aquellas personas que realicen obras de rehabilitación y obras de renovación y reparación de edificios o partes de los mismos destinados a viviendas, podrán beneficiarse de un tipo de IVA reducido al 10%, siempre que cumplan requisitos para ello.

En general, las obras en un edificio o vivienda están sujetas al tipo general de IVA del 21%. No obstante, a las obras de rehabilitación y las obras de renovación y reparación que cumplan unos requisitos sencillos previstos para ello se les aplicará el tipo de IVA reducido del 10%.

Cuando se aplica el tipo reducido del 10 % de IVA en las reformas

Para poder aplicar el 10 % de IVA en las reformas debemos reunir una serie de requisitos que generalmente todo propietario cumple, a saber:

  1. La vivienda debe ser utilizada para uso particular por la persona que contrate la obra.
  2. Este tipo reducido de IVA es aplicable a las obras realizadas por las Comunidades de Propietarios.
  3. El coste de los materiales aportados por la empresa de reformas ha de ser como máximo el 40% de total de la obra.
  4. Deben de haber pasado al menos dos años desde que la vivienda en la que se realicen los trabajos fue construida o rehabilitada.

Materiales que computan en la determinación del 40 %: Aquellos que  queden  incorporados materialmente al edificio (ladrillos, yeso, cemento, mármol, azulejos).Encimeras y muebles de cocina. Sanitarios. Mecanismos eléctricos. Carpintería de PVC, metálica o de madera y otros materiales que sean necesarios para llevar a cabo la reforma.

Materiales excluidos: Andamios. Elementos que se utilicen de forma accesoria (instrumental, maquinaria empleada…)

Para acreditar que el cliente cumple con estos requisitos para aplicar el 10 % de IVA en la reforma, la empresa de reformas debe solicitar del mismo una declaración escrita en la que certifiquen que usan la vivienda para uso particular y que la construcción o rehabilitación de la misma finalizó al menos dos años antes del inicio de los trabajos contratados.

Trabajos que se consideran rehabilitación de edificio u obras conexas a la rehabilitación

Se puede considerar una obra como rehabilitación de edificio si su objeto principal es la reconstrucción el mismo, “entendiéndose cumplido este requisito cuando más del 50 por ciento del coste total del proyecto de rehabilitación se corresponda con obras de consolidación o tratamiento de elementos estructurales, fachadas o cubiertas o con obras análogas o conexas a las de rehabilitación“.

Obras de rehabilitación

  • Consolidación o tratamiento de elementos estructurales, fachadas o cubiertas.

Obras análogas a las de rehabilitación

  • Adecuación estructural que proporcione a la edificación condiciones de seguridad constructiva, de forma que quede garantizada su estabilidad y resistencia mecánica.

  • Refuerzo o adecuación de la cimentación, así como las que afecten o consistan en el tratamiento de pilares o forjados.

  • Ampliación de la superficie construida, sobre y bajo rasante.

  • Reconstrucción de fachadas y patios interiores.

  • Instalación de elementos elevadores, incluidos los destinados a salvar barreras arquitectónicas para su uso por discapacitados, como los ascensores.

Obras conexas a las de rehabilitación

Para poder aplicar el tipo reducido deben cumplir lo siguiente:

  1. Han de estar vinculadas de forma indiscutible a las obras de consolidación o tratamiento de elementos estructurales, fachadas o cubiertas y, en su caso, de las obras análogas a éstas y que no consistan en el mero acabado u ornato de la edificación, ni en el simple mantenimiento o pintura de la fachada.

  2. Su coste total ha de ser inferior al de las obras de consolidación o tratamiento de elementos estructurales, fachadas o cubiertas y, en su caso, de las obras análogas a éstas.

A obras conexas a las de rehabilitación se refieren:

  • Albañilería, fontanería y carpintería.

  • Mejora y adecuación de cerramientos, instalaciones eléctricas, agua y climatización y protección contra incendios.

  • Rehabilitación energética, tales como:

    • Mejora del comportamiento energético de las edificaciones reduciendo su demanda energética.

    • Aumento del rendimiento de los sistemas e instalaciones térmicas.

    • Incorporación de los equipos que utilicen fuentes de energía renovables.

Pienso que en este articulo queda resuelta la duda de cuando se aplica el 10 de IVA en reformas gracias al tipo de IVA reducido que abarca la rehabilitación en las edificaciones en general incluyendo obras accesorias.

4 respuestas a “Cuando se aplica el 10 de IVA en reformas”

  • Hola.
    Tengo una empresa de construcción y reformas de piscinas, y voy ha construir una rampa de acceso para discapacitados dentro una piscina comunitaria, dentro de una comunidad de vecinos.
    tengo entendido que para este tipo de reformas se tributa un 21% en vez de un 10% por que la reforma se realiza dentro de una piscina.
    Estoy en lo cierto?
    un SALUDO y gracias.

    • Hola Alfonso:

      Mucho me temo que en este caso aunque sea para dar acceso a discapacitados corresponda aplicar el 21%, ya que no se encuentra entre los trabajos que se benefician de esta reducción como: Obras de rehabilitación, Obras análogas a las de rehabilitación y Obras conexas a las de rehabilitación. En el caso de que tuvieras que instalar un ascensor si estaría dentro de la reducción del iva a aplicar. No obstante nunca se me ha presentado el caso que me planteas y te sugiero lo consultes con un asesor fiscal. Gracias por visitar nuestro blog y te invito a que sigas haciendolo y plantearnos tus dudas y sugerencias que creas oportunas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.